Madrid, España.- Para seguir navegando en las aguas del turismo se ha pedido lanzar salvavidas para los cruceros y los destinos insulares turísticos.

Y es que la industria de los cruceros mantenía a más de 1,2 millones empleados en el mundo y generaba 150.000 millones de dólares americanos para la economía mundial cada año. Pero además, el turismo de cruceros es de vital importancia para los pequeños Estados insulares y otros destinos con puertos turísticos en los que el crucerismo es un medio de subsistencia para millones de personas y aporta sustanciales beneficios socioeconómicos.

Esta semana la Organización Marítima Internacional (OMI) y la Organización Mundial del Turismo (OMT) emitieron una declaración conjunta para destacar la importancia del sector de los buques de crucero para la economía mundial.

Los dos organismos de las Naciones Unidas también reconocen los esfuerzos realizados por el sector, los países y las organizaciones internacionales para proteger la seguridad, la salud y el bienestar de los pasajeros y la tripulación, así como la salud de la población de los Estados portuarios de llegada de los buques de crucero.

Desde que se suspendieron las operaciones de los buques de crucero en todo el mundo debido a la pandemia de COVID-19, el sector ha estado examinando y mejorando sus protocolos para determinar formas de ir más allá en la protección de la salud de los pasajeros, la tripulación y el público en general.

Turismo de cruceros en la República Dominicana

Turismo de cruceros en la República Dominicana

El turismo de Cruceros en la República Dominicana está disponible desde el pasado primero de noviembre por orden del Ministerio de Turismo en una medida tomando con apego  los protocolos de seguridad sanitaria implementados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), y que estos han sido avalados por organismos como Safe Travel y Bureau Veritas.

Los primeros puertos para recibir buques para el turismo de cruceros en la República Dominicana han sido el de San Soucí en Santo Domingo, Amber Cove en Puerto Plata y el de La Romana.

El beneficio para la comunidad marítima

La OMT y la OMI destacan que la reanudación de las operaciones de los buques de crucero también beneficiará a la comunidad marítima en general, ya que los buques de pasaje participan en el sistema automatizado de asistencia mutua para el salvamento de buques (AMVER) y a menudo los centros coordinadores de salvamento les piden que ofrezcan asistencia a los buques en peligro en el mar.

La OMT y la OMI destacan que la reanudación de las operaciones de los buques de crucero también beneficiará a la comunidad marítima en general, ya que los buques de pasaje participan en el sistema automatizado de asistencia mutua para el salvamento de buques (AMVER) y a menudo los centros coordinadores de salvamento les piden que ofrezcan asistencia a los buques en peligro en el mar.

Deja un comentario