Washington, EEUU.- La Asociación de Viajes de Estados Unidos, afectada por la orden ejecutiva del nuevo Gobierno que limita la entrada de extranjeros a este país, expresó ayer su preocupación por las restricciones a turistas internacionales considerando que se hace imperativo encontrar el justo equilibrio entre la seguridad y las facilidades a los viajeros.

Mientras continúan las manifestaciones en todo el país y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados expresó una “profunda preocupación” por la incertidumbre que enfrentan miles de refugiados alrededor del mundo que están en proceso de reasentamiento a Estados Unidos.

Roger Dow, presidente y CEO de la Asociación de Viajes de Estados Unidos.

Roger Dow, presidente y CEO de la Asociación de Viajes de Estados Unidos, en un comunicado público expresó que la comunidad de viajes de EE.UU. apoya firmemente los esfuerzos para garantizar que los visitantes a este país son innegablemente legítimos.

«La gente de todo el mundo quiere visitar los EE.UU. y la comunidad de viajes de EE.UU. apoya firmemente los esfuerzos para garantizar el derecho legítimo de los visitantes a este país. expresa el comunicado.

Agrega que reconocen el deseo de la nueva administración de revisar los protocolos de emisión de visados ​​con respecto a los países que tienen un mayor riesgo de actividad terrorista o una débil cooperación policial con Estados Unidos. Sin embargo, instó a la administración Trump a llevar a cabo esta revisión rápidamente y confiar en que dará un sistema de seguridad de viaje aún más seguro que protege a los viajeros internacionales y les da la bienvenida a nuestro país para realizar negocios y disfrutar de nuestras ciudades, atracciones, parques nacionales y monumentos «.

El decreto contra musulmanes

La medida suspende el programa estadounidense de acogida de refugiados durante al menos 120 días, mientras se concreta el futuro sistema de verificación de visas.

Los nuevos protocolos deben «garantizar que los aprobados como refugiados no supondrán una amenaza a la seguridad o bienestar de Estados Unidos».

Además, prohíbe específicamente la llegada de refugiados sirios de forma indefinida o hasta que el mandatario decida que no son un peligro para el país.

Mientras tanto, las autoridades no concederán visas durante 90 días a migrantes o visitantes procedentes de Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen.

Preocupación de las Naciones Unidas

En Ginebra ayer el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, está profundamente preocupado por la incertidumbre que enfrentan miles de refugiados alrededor del mundo que están en proceso de reasentamiento a Estados Unidos.

El ACNUR estima que 20,000 refugiados en circunstancias precarias podrían haber sido reasentados en los Estados Unidos durante los 120 días cubiertos por la suspensión Anunció el viernes, basado en las cifras mensuales promedio de los últimos 15 años.

Dijo que esperar que Estados Unidos continúe con su liderazgo y su larga historia de proteger a los que huyen del conflicto y la persecución.