Londres, Reino Unido.-  Más de 100 de las empresas de viajes y turismo más importantes del mundo y líderes mundiales del sector turístico llamaron al liderazgo político a unirse y coordinar acciones para evitar el colapso total de la industria.

Liderados por el Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC) hicieron un pedido “urgentemente” primero al gobierno del Reino Unido asumir un liderazgo sólido y una colaboración internacional sin precedentes, para salvar al sector de viajes y turismo en apuros y recuperar los millones de puestos de trabajo ya afectados.

El pedido se hizo mediante una carga firmada por más de 100 de los principales líderes mundiales en viajes y negocios, de las principales aerolíneas, aeropuertos, hoteles, operadores turísticos y compañías de viajes.

Los líderes de la industria firmaron y enviaron la carta, que pide una acción coordinada urgente, al primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, y a otros seis jefes de estado del grupo de países G7 compuesto por Alemania, Canadá, Francia, Italia, Japón, Reino Unido y EE. UU., así como a Australia, Corea del Sur y España.

La carta hizo un llamado al liderazgo del Reino Unido durante estos momentos críticos y también fue enviada a Keir Starmer, líder de la oposición inglesa y a otros líderes de la oposición internacional, destacando la naturaleza imparcial de la crisis.

Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC)El WTTC, que representa al sector privado global de viajes y turismo, dice que los líderes políticos de estas grandes potencias deben dar un paso adelante para salvar la economía global y apoyar la recuperación de los cientos de millones de empleos ya afectados.

“Si los líderes mundiales no logran unirse, WTTC anticipa un daño irreversible al sector de viajes y turismo. Además, a medida que se mantengan las paralizantes restricciones de viaje, el número de puestos de trabajo perdidos en todo el mundo seguirá aumentando”, expresa el documento.

Al referirse al tema, Gloria Guevara, presidenta y directora ejecutiva del Consejo, dijo que a medida que el sector de viajes y turismo se hunde bajo una presión creciente, y la economía global lucha por sobrevivir.

“Necesitamos trascender la política y poner los millones de medios de vida, que se han visto afectados por COVID-19, al frente y al centro. Desde la tripulación de cabina hasta el personal del hotel, los agentes de viajes y los agentes de los centros de llamadas, los camareros y las amas de llaves, los recepcionistas y los conductores, los gerentes de los hoteles y los chefs, y muchos más héroes anónimos que dependen de un próspero sector de viajes y turismo”, expresó la presidenta y directora ejecutiva del Consejo.

Entiende que no se trata de una solución binaria o una elección entre la salud, por un lado, y el empleo, la economía y los viajes por el otro y asegura que se pueden lograr grandes progresos en todos estos frentes si seguimos los consejos de los expertos de la ciencia y aprendemos del pasado y de las experiencias positivas de otros.

Los que firman la carta

Entre los que respaldaron la convocatoria del WTTC se encontraban los líderes empresariales de las principales aerolíneas, como British Airways, Emirates, Etihad, Jet2, WestJet y Virgin Atlantic .

Líderes empresariales de los principales grupos hoteleros internacionales, como Accor, Best Western, Hilton, Hyatt, InterContinental, Mandarin Oriental, Marriott, Meliá Hotels y Radisson también han apoyado la iniciativa.

El respaldo también proviene de los principales operadores turísticos y compañías de viajes, como Abercrombie & Kent, American Express, Carlson Wagonlit, Expedia, Travelport, TUI y Uber .

Las medidas necesarias para salvar el turismo

La mayoría de hoteles, bares, restaurantes y otros negocios de servicios turísticos siguen vacíos en el mundo.

En esta carta, WTTC ha identificado cuatro medidas que necesitan un marco internacional concertado y un liderazgo para combatir el coronavirus:

  1. Usar una máscara: esto debe ser obligatorio en todos los modos de transporte durante todo el viaje del viajero, así como al visitar cualquier lugar interior y en lugares donde hay movimiento restringido que da como resultado un contacto personal cercano y no se puede mantener el distanciamiento físico requerido. . Según la evidencia médica, tales medidas pueden reducir el riesgo de propagación hasta en un 92%.
  2. Pruebas y rastreo de contactos: necesitamos que los gobiernos inviertan y acuerden pruebas extensas, rápidas y confiables, idealmente con resultados disponibles en tan solo 90 minutos, y a bajo costo, antes de la salida y / o después de la llegada (sintomática y posibles viajeros asintomáticos), respaldados por herramientas de rastreo de contactos eficaces y acordadas. La aplicación de una o varias pruebas, con la segunda a los cinco días, ayudará a aislar a las personas infectadas.
  3. Cuarentena solo para pruebas positivas: la cuarentena para viajeros sanos, que solo sirve para dañar la economía, no debería ser necesaria si las pruebas se realizan antes de la salida y / o a la llegada, y se toman medidas de contención efectivas cinco días después. Esto puede reemplazar la cuarentena general de una manera más específica y efectiva, reduciendo significativamente el impacto negativo en el empleo y la economía.
  4. Reforzar los protocolos globales y estandarizar las medidas: La adopción de protocolos globales de salud y seguridad ayudará a reconstruir la confianza del viajero y garantizará un enfoque coherente, coordinado y alineado de la experiencia de viaje, además de reducir significativamente el riesgo de infección. También apoyamos el concepto de corredor de salud pública, que promueve un viaje limpio y seguro de principio a fin.