Samaná y el Nordeste están listos para recibir a las ballenas jorobadasSanto Domingo, RD.- Desde el martes próximo llegan los gigantes marinos y Samaná está lista para recibir a las ballenas jorobadas.

De nuevo, en la temporada en que más turistas visitan el país, se produce este ritual de peregrinación de estos cetáceos, en especial en la Bahía de Samaná a donde llegan buscando las aguas tropicales cálidas para reproducirse y parir lejos del invierno polar.

La Ballena Jorobada es parte del patrimonio natural dominicano.  En nuestras aguas nacen los ballenatos; suben con sus padres hasta el Atlántico Norte en el verano y regresan en el siguiente invierno a la Bahía de Samaná. Su observación por parte de turistas y de dominicanos constituye la principal actividad ecoturística desde el 15 enero hasta el 15 de marzo por lo que ya Samaná está lista para recibir a las ballenas jorobadas.

El espectáculo de las Ballenas

La Observación de las Ballenas es una actividad ecoturística que se realiza dentro del Santuario de Mamíferos Marinos Banco de La Plata y de la Navidad en Samaná. Aquí se puede disfrutar observando una de las migraciones más largas de estos gigantes mamíferos marinos. Algunas ballenas vienen desde Groenlandia, Canadá, Islandia y del Santuario Hermano de Stellwagen, en Massachusetts (EUA). Llegan entre 1,500 y 200 ballenas. Según estudios del Centro para la Conservación y Ecodesarrollo de la Bahía de Samaná (CEBSE) se estima que hay una población de unos 17.000 ejemplares en la zona.

Se estima que cerca de cien mil personas visitan Samaná entre enero y marzo para ver las ballenas. Seis de cada diez son turistas. Samaná está lista para recibir a las ballenas jorobadas y a todas las personas que llegarán a observar.

Santuarios y acuerdos para proteger las ballenas

Santuarios y acuerdos para proteger las ballenas jorobadas en República Dominicana
Unas dos mil ballenas jorobadas visitan cada inicio de año las costas del nordeste de República Dominicana

Hace 31 años se declaró el Banco de la Plata como primer Santuario de la Región del Gran Caribe para la protección de estos grandes mamíferos marinos. Constituye la más extensa área protegida marina del país y una de las primeras establecidas a nivel mundial.

Hace ya once años de que la República Dominicana también estableció  el primer Acuerdo de Colaboración (Hermanamiento de Santuarios) entre dos  santuarios a para proteger la misma población de ballenas jorobadas en dos zonas críticas de su vida: zona de Alimentación en el Santuario Nacional del Banco de Stellwagen en Estados Unidos y la principal zona de reproducción en el Santuario de Mamíferos Marinos de los Bancos de  la Plata y Navidad en nuestro territorio.

En el 2017 decenas de instituciones públicas y privadas, lideradas por los ministerios de Medio Ambiente y Turismo firmaron un convenio de cooperación interinstitucional entre todas las entidades participantes de actividades relacionadas a la observación de ballenas. Permite la coordinación de la gestión antes, durante y después de cada Temporada de Observación de Ballenas Jorobadas con el fin de salvaguardar la vida humana y garantizar la conservación y protección del santuario y la especie. Ya este año se coordinaron y Samaná y el Nordeste están listos para recibir a las ballenas jorobadas.

Observatorios en tierra firme

Samaná y el Nordeste están listos para recibir a las ballenas jorobadas
Samaná y el Nordeste están listos para recibir a las ballenas jorobadas

Para la observación existen una serie de reglamentaciones y responsabilidades  como son el monitoreo de la población de ballenas usando técnicas poco invasivas y adecuadas.

Sólo las embarcaciones con permiso y registradas en el Ministerio de Medio Ambiente pueden realizar la movilización de visitantes para la actividad de observación de ballenas, y que no emitan humareda, ruidos de motores innecesarios y toques de bocinas.

Los visitantes que no prefieran utilizar embarcaciones podrán acudir a un observatorio desde tierra firme creado por el Ministerio de Medio Ambiente, próximo a la ciudad de Samaná. El mismo está dirigido a las madres con niños pequeños y a todo el público que no le gusta el mar, porque siente que corre algún riesgo.

Como los otros cetáceos, las madres son generalmente muy protectoras con sus crías e intentan por todos los medios colocarse entre el ballenato y los barcos.

Para observar este evento, las embarcaciones que trasladen a las personas deben estar debidamente autorizadas por el Ministerio de Medio Ambiente y cumplir con las  regulaciones dispuestas por esta  entidad. Asimismo, las autoridades no permitirán a las embarcaciones una estadía mayor de media hora en el área de observación.

El Museo de las Ballenas Jorobadas

El Museo de las Ballenas Jorobadas en Samaná
El Museo de las Ballenas Jorobadas en Samaná.

En Samaná opera el Centro para la Conservación y el Desarrollo Ecológico de la Bahía de Samaná y su Entorno, CEBSE.

El CEBSE opera el museo de las ballenas jorobadas por lo que en una visita a observarlas incluye una experiencia a Las Galeras a visitarlo para conocer más sobre estos grandes cetáceos.

En el museo verás un esqueleto completo de 40 pies de una ballena jorobada encontrada en 1993 a lo largo de la costa rocosa entre Santa Bárbara de Samaná y Las Galeras.

El museo tiene una pequeña tienda de artesanía local, con tu visita apoyas la conservación de las ballenas y los recursos naturales de la Región.

El museo de la ballena está abierto de lunes a viernes de 8:30 am a 4:30 pm. pero ya Samaná está lista para recibir a las ballenas jorobadas y a los turistas que van a observarlas.

Deja un comentario