Puerto Plata, República Dominicana.- Diez pueblos con encantos componen el primer destino turístico que se desarrolló en la República Dominicana. 80 kilómetros de playas, una gran variedad de hoteles y alojamientos que satisfacen el más exigente de los gustos, pero sobre todo, tiene todo lo necesario para ese turista que busca sentirse libre recorriendo lugares naturales mágicos, realizando deportes extremos en el mar o en las montañas y excursiones al corazón de la naturaleza.

1. San Felipe de Puerto Plata

Un recorrido por el parque central de Puerto Plata le permitirá observar el estilo victoriano que prima en la arquitectura de la ciudad y disfrutar de un clima caribeño mágico.

Es el municipio cabecera y uno de los puertos comerciales más importantes del país.
Está situado entre la Loma Isabel de Torres​ y el Océano Atlántico y es considerada una de las ciudades más hermosas de República Dominicana. Los cronistas la describen como una ciudad pintoresca, romántica, cultural, turística e histórica.

Entre los principales atractivos están la visita a la gigantesca estatua del Cristo Redentor en la Loma Isabel de Torres a mil metros sobre el nivel del mar a la cual se llega en el único funicular del país. No se puede tampoco hablar de Puerto Plata sin hablar de Playa Dorada y sus más de 14  catorce hoteles así como con un impresionante campo de golf de 18 hoyos, diseñado por el afamado Robert Trent Jones, donde se realizan regularmente torneos locales e internacionales.

Es una ciudad de calles estrechas y paisaje marino, sus casas de estilo victoriano; dotada de buenas vías de comunicación, hoteles de primera, tanto en el centro de la ciudad como en sus distintos complejos hoteleros. Cuenta con el Aeropuerto Internacional “General Gregorio Luperón”, un teleférico y un puerto de mucha actividad. Posee centros comerciales, culturales y deportivos, discotecas, heladerías, restaurantes, áreas de recreación, supermercados, cines, iglesias, bancos, industrias, zona franca, barrios residenciales y oficinas tanto públicas como privadas. Cuenta con el aeropuerto Internacional Gregorio Luperón.

2. Maimón

Maimón es como la puerta de llegada San Felipe pero ha construido su propia imagen de destino turístico a partir de sus playas y de su oferta gastronómica. Foto discoverpuertoplata.com

El pueblito de Maimón hoy es sinónimo de cruceros por el Puerto Amber Cover de la Corporación Carnival, pero Maimón es considerado la capital del marisco, la tierra de Cofresí y su delfinario y el guardián de una bahía que nos cuenta el capítulo heroico de los expedicionarios del 20 de julio de 1959 que se inmolaron en su bahía en la gesta contra la dictadura sangrienta de los Trujillo.

Y es así, a Maimón lo distingue su bahía y sus restaurantes de mariscos,  la ganadería y su producción agropecuaria, el salto de agua en Playa Guzmán, plantas ornamentales, el delfinario de Cofresí, agroturismo como el de la Finca Los Limones, los hoteles Riu, las fiestas patronales “La Milagrosa, entre otros atractivos.

3. Cofresí

Cofresí se ha desarrollado desde hace décadas como un microdestino por sí solo en la zona de Maimón, Puerto Plata. Foto discoverpuertoplata.com

Cofresí es un pedacito histórico y provocador del turismo en Puerto Plata. Ocean World y Lifestyle Holiday Vacationn Resort son hoy día sus cartas de presentación, pero desde los años setenta Cofresí ha jugado un papel importante en el desarrollo del turismo en la Costa Norte, con el establecimiento de “El Complejo de Villas Sombrero de Playa Cofresí” y otra atracción que han cambiado el área a mayor atracción turística.

Está localizado en Maimón hacia el oeste de la ciudad de Puerto Plata, Cofresí ha logrado una imagen particular por su dinamismo económico extraordinario, con el desarrollo de proyectos de hoteles y bienes raíces.  Están en Cofresí el famoso y lujoso complejo Lifestyle Holidays Vacation Resorts, y el parque marino de alta clase mundial Ocean World, una de las atracciones únicas en el caribe, con una marina de alta clase con la capacidad de 122 yates.

4. Sosúa y el legado de los judíos

Unas vacaciones en Sosúa no solo le permitirán disfrutar de las más bellas playas de la costa Norte de República Dominicana y conocer el origen de un próspero pueblo judío,. Foto Mitur.

El municipio de Sosúa se encuentra a 25 km al este de la ciudad de San Felipe, capital de la provincia de Puerto Plata, y a 15 km de su Aeropuerto Internacional Gregorio Luperón.

Sus atractivos comienzan desde su fundación pues fue levantado en el año 1938 por 500 refugiados judíos de la segunda guerra mundial acogidos por el país en aquel entonces. La comunidad judía ha hecho una contribución importante para el crecimiento económico de Sosúa, introdujeron la industria de lácteos y carne, la cual aún es un motor económico importante del área.

Unas vacaciones en este destino no solo le permitirán descubrir qué hacer en Sosúa y disfrutar de la gran calidad de los hoteles en Sosúa, será rey en las más bellas playas de la costa Norte de República Dominicana, podrá encontrarse con el Festival Gastronómico Multicultural, recorrer el Camino de los artistas plásticos nativos de la zona, pasear por su Mirador calle sin salida de donde el mar se retiró dando paso a la playa Alicia de gran belleza, visitar la casa de arte Sosúa, el museo Judío situado justo al lado de la sinagoga y apreciar la extensa exposición fotográfica que documenta la historia de esta colonia llegada a Sosúa en el 1940 y luego integrarse a los circuitos del parque nacional del Choco o perderse en la Monkey Jungle.

5. Cabarete

Cabarete es el destino de Puerto Plata para las aventuras deportivas en el mar. Foto Mitur

Cabarete es hoy día surf, windsurf, kitesurf y paddleboarding que se desarrollan todo el año en su bahía con sus dos grandes competiciones internacionales como lo es la “Copa Mundial” y “Master of the Ocean.

Hay mucho qué hacer en Cabarete. Cabarete es un pequeño pueblo bohemio de la costa norte entre una bahía y una laguna que se caracteriza por su ambiente juvenil y diversidad de actividades de entretenimiento en sus diferentes localidades con escenas diurnas tipo café y ambiente nocturno tipo club. Es una zona turística que combina montañas, lagunas y playas de arenas blancas, se encuentra sobre la carretera de la costa, aproximadamente 11 millas (18 km) del Aeropuerto de Puerto Plata. Y son muy atractivos los alojamientos y hoteles en Cabarete.

6. Luperón o el origen de las Américas

Luperón es el principal puerto del velerismo internacional que surca el Atlántico. Foto Mitur.

En su decisión de venir a Luperón competirán el deseo de conocer la tierra que albergó a Cristóbal Colón de los ciclones del Caribe y la zona donde levanta el primer asentamiento español conocido como Villa Isabela, el principal puerto del velerismo internacional que surca el Atlántico o conocer la bahía por donde desembarcaron en junio de 1959 los expedicionarios que marcaron el principio del fin de la dictadura de los Trujillo.

La economía del Municipio de Luperón gira en torno a tres actividades las cuales son: la producción agrícola y pecuaria en toda la geografía interior del municipio, el turismo principalmente en el área urbana del municipio y un sector comercial básicamente de proveedores de mercaderías y artículos de consumo y la pesca en el área costera próxima a la bahía.

7. Villa Isabela: El origen de las Américas y un santuario marino

Villa Isabela es un destino histórico pero también ideal para combinar un recorrido de playa y ecoturismo. Foto Mitur

Villa Isabela es un destino obligado para el que aventure por la Costa Norte del país. Fue allí, en su segundo viaje a la isla, que el ya entonces Almirante Cristóbal Colón escogería fundar La Isabela, el primer asentamiento europeo en el Nuevo Mundo en 1493. Allí están sus huellas en las ruinas y el museo que aún cuentan la historia.

En corto tiempo se recorre el Parque La Isabela con sus ruinas. En el parque se observa el lugar donde estuviera la casa del Almirante Colón, única que se construyera en América, la cantera de donde se extrajeron los bloques de caliza para la construcción de La Isabela y los enterramientos de los taínos en el lugar. Ya no está la iglesia original del poblado, pero devotos al catolicismo en el 1994 contribuirían para construir el precioso Templo de las Américas, en conmemoración de los 500 años de la primera misa en el Nuevo Mundo. En esta iglesia, a donde se llega por un corto sendero, destacan los vitrales del afamado artista dominicano José Rincón Mora.

8. Guananico Ritmo de Agua

El agroturismo, el ecoturismo en Guananico es la tentación para los turistas aventureros para surcar haciendas, montañas y ríos. Foto discoverpuertoplata.com

Este es uno de los municipios más joven y su nombre se asocia al del Cacique Guacanagarix, quien a la llegada de los españoles gobernaba el cacicazgo de Mariem.

Se aprecian montañas con una vegetación variada y varios ríos y arroyuelos. Este municipio tiene un lugar especial denominado Rincón Caliente, donde tiene origen el merengue típico, que se toca con güira, tambora y acordeón. A lo largo de los años reconocidos merengueros típicos han surgido de este lugar, incluso son parte de la misma familia como son: Facundo Peña, Nicol Peña y Rafelito Román, entre otros.

 

La oferta es amplia, desde saltaderos en la cima de la montana, hasta balnearios como Agua Verde, con un carrito tipo teleférico, que traslada las personas de un lado al otro del río. Esto sin dejar de lado las exposiciones y rutas del cacao que ofrecen en la Hacienda Cufa o la Hacienda del Cacao El Edén.

9. Imbert

En Imbert la aventura invita a los Saltos de Damajagua, a las exposciones de arte en madera petrificada y a la bondad de la gente de Imbert. Foto Mitur.

Si has oído hablar de los 27 Charcos de La Damajagua estás hablando de Imbert. Y desde luego Imbert es la tierra de los quesos Geo y los bombones de Melao.

Los Saltos de Damajagua están situados a diez kilómetros de Puerto Plata en la comunidad los Llanos de Pérez, del municipio de Imbert.

Es un poblado ubicado al centro de la provincia de Puerto Plata que tuvo sus orígenes vinculados al desarrollo del sistema ferroviano del país durante el gobierno de Ulises Heareaux.

Hoy día uno de los atractivos principales lo componen las artesanías de madera petrificada, donde un grupo de artesanos de la zona de una manera conjunta elaboran objetos y motivos sumamente variados vinculados a la artesanía taína, animales y religiosas. La materia prima solo se puede encontrar por esta zona.

10. Altamira: Un diamante verde

A Altamira viaje con el paladar preparado a las delicias de su chocolate orgánico. Foto PresidenciaRD

Altamira es cacao, chocolate, ecoturismo. Si lo suyo es hacer tracking tiene montañas de ensueño con un clima envidiable para tus caminatas.  Altamira te permitirá hacer ecoturismo y para ello debes incluir a las mujeres de El Chocal, más de 20 amas de casa de la Red de Mujeres Rurales (REMURA), mejor conocidas como “Las mujeres de Chocal”, que se dedican a la  elaboración de productos orgánicos  derivados del cacao y el mejor chocolate fresco hecho con el amor y las sonrisas de estas mujeres de la Sierra.

Tiene su capítulo en la historia del descubrimiento y colonización de Las Américas, pues está en la ruta del Almirante del norte hacia el centro de la isla y allí Cristóbal Colón exclamó “desde lo alto miro”, dando origen al nombre a esta comunidad escondida entre las elevaciones de la cordillera.

Los dominicanos deben saber que Altamira es cuna de reconocidos artistas como Wilfrido Vargas y de renombrados artistas plásticos y peloteros profesionales.